La alta demanda en la segunda infancia

Escrito por Anna Company

Fragmento del libro: «El niño de alta demanda en la segunda infancia» El temperamento de la alta demanda en la etapa de los 6 a los 12 años.

¿Cómo son los niños/as de alta demanda en la segunda infancia?

Primeramente debemos destacar que no todos los niños de alta demanda son iguales, su carácter y personalidad depende de su ambiente, interacción con los demás, educación, modelos de crianza, experiencias vividas y otras variables a las que se ha visto expuesto el niño a lo largo de su infancia, así pues es imposible detallar exactamente cómo es el temperamento de un niño de alta demanda en la segunda infancia con exactitud, porque cada niño tendrá sus propias características y atributos esenciales que determinarán su personalidad y carácter, según las experiencias vividas, pero podemos detallar algunas características y atributos que son comunes mayoritariamente y que estadísticamente se ven bastante establecidos en los niños AD según el estudio realizado en noviembre de 2020.

Algunas características de los niños de alta demanda en la segunda infancia

Son niños muy activos y exigentes que además buscan la inmediatez en sus objetivos, es decir son impacientes, lo quieren todo al momento y cuando deben esperar o las cosas no suceden como ellos esperan se frustran con facilidad.

Están dotados de agilidad mental y de especial capacidad para aprender rápido, tienden a tener buena coordinación entre la mente y el cuerpo, es decir son personas con reflejos con buena psicomotricidad y habilidades físicas.

Tienen una concentración espectacular en aquello que les interesa. Son personas que se pasan la mayor parte del tiempo dando vueltas a sus pensamientos sin parar ni un momento.

Emociones de los niños de alta demanda en la segunda infancia

Sienten unas emociones muy intensas tanto las negativas como las positivas de forma que puede parecer que viven de forma pasional y fogosa, tomándose las cosas muy a pecho, viviendo como de una forma exaltada. Otro atributo importante para destacar en el temperamento es la flexibilidad mental, suelen ser personas con una gran empatía con el resto de la gente, pueden ver más allá de lo normal. Percibiendo las emociones de los demás de forma amplificada.

No les gustan los cambios, las transiciones o las sorpresas, en el sentido en que les cuesta adaptarse y es positivo avisarles con antelación.

Son inquietos y tienen un alto nivel de energía e intensidad, es decir, suelen ser niños incansables que se pasan el día haciendo cosas tanto físicas como mentales.

Les encanta ser el centro de atención y que los demás le validen, esto le hace sentir importante y privilegiado cosa que le estimula.

Suelen ser niños insaciables, insatisfechos, siempre quieren más de todo, buscando sensaciones y explorando el mundo de forma voraz.

Les cuesta calmarse por sí solos y algunas veces se sobreexcitan porque son emocionalmente hipersensibles.

Suelen ser niños muy vinculados a las figuras de apego que cuando se sienten inseguros se aferran a ella y demandan contacto continuo para sentirse seguros.

Muchas veces los niños de alta demanda cuando no conocen a las personas se muestran reservados, tímidos y prudentes hasta que cogen confianza con las personas y se dejan fluir.

Son niños muy inteligentes, creativos y grandes observadores, como ya hemos comentado con antelación en otros capítulos.

En cuanto al sueño nocturno suelen ser niños que necesitan menos horas para dormir y suelen tener despertares nocturnos, además no duermen siestas y muchas veces no mantienen un horario regular de sueño.

Tienen una alta sensibilidad, con sus 5 sentidos perciben todos los estímulos, como ya sabemos de forma amplificada por lo que se sobreestimulan y sobrecargan con las cosas externas.

Son niños que detestan ser limitados y controlados, cuando se sienten aprisionados se ofuscan. Necesitan libertad de acción.

Suelen tener un pensamiento dicotómico (blanco o negro) sin puntos intermedios, como si fuera muy extremista con sus ideas.

Son niños espontáneos, curiosos, y buscadores de sensaciones nuevas, normalmente cuando no reciben los estímulos adecuados pueden llegar a aburrirse con facilidad.

Esta publicación ha sido un fragmento del libro “El niño de alta demanda en la segunda infancia” que puedes leer entero descargándote el PDF gratis en este enlace.

Recuerda que también tienes para descargar en PDF:
  • El libro «¿Cómo criar a un niño de alta demanda? en este enlace
  • El monográfico ¿Cómo tratar las frustraciones de los niños de alta demanda? en este enlace

Y a partir del 16 de febrero podrás descargarte en PDF los siguientes libros que ahora están disponibles con Kindle Unlimited:

  • El desarrollo interior del niño de alta demanda, en este enlace.
  • Las emociones de los niños de alta demanda, en este enlace.
  • Relatos sobre crianza de alta demanda, en este enlace.

Y por último recordarte también que los viernes cada quince días nos reunimos algunos padres y madres de niños de alta demanda para compartir nuestras experiencias de crianza y apoyarnos mutuamente en los grupos de apoyo online, si te apetece unirte puedes hacerlo en este enlace.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *