Relato de una mamá de alta demanda. “La maternidad no era lo que yo esperaba”

Imagen de Ikerne Itoiz (ver mas imágenes en Instagram)

Texto de Ikerne Itoiz

De cuando me di cuenta que la maternidad no era como yo esperaba

Cuando decidí ser madre tenía muy claro qué clase de madre quería ser.

No me gustaban las madres que hacían todo lo que su hijo quería. Me parecía insano dormir con un bebé en la misma cama, “dormirá en su cuna que para eso está, cuanto antes a su habitación”.

Iré a cursos de postparto con mi bebé para ponerme en forma rápido.

La lactancia hasta los 6 meses que dicen es obligatoria y luego lo dejaré, no vaya a ser que mis pechos se caigan.

Me sacaré leche para darle biberón. Le dejaré a mi bebé con sus abuelos y así recuperar tiempo con mi pareja.

Y por supuesto mano firme.

No iba a tener un bebé caprichoso. Eso jamás.

Veía otras mamás y juzgaba como criaban como si yo ya tuviera la fórmula mágica, no podía ser tan difícil.

En la preparación preparto trabajé mucho y tenía muy claro qué clase de parto quería tener. Pasar el máximo en casa con mis ejercicios de yoga, mi música, aromaterapia y mis respiraciones. Luego al hospital y en ese trance para dar a luz al natural. Todo está controlado.

El día que mi hija vino al mundo ya me fue advirtiendo de que este viaje no iba a ser como yo creía. Rompí aguas en casa y tuvimos que ir al hospital. Tuve que pasar la noche en el ala de maternidad, imposible concentrarse.

En la sala de dilatación ni música, ni aromaterapia. Intenté hacer yoga encima de la cama pero no podía. Como tenía todo fuera de control me agobié y acabé pidiendo epidural.

Recuerdo vivirlo como un fracaso. !Qué tontería!

El premio era haber conseguido dar a luz a una bebé sana.

La primera noche la puse en su cuna, para que se fuera acostumbrando. Recuerdo la aprobación de mi padre en mi decisión de ser firme.

Miraba a mi compañera de habitación, hacía colecho. No entendía muy bien tales moderneces. ¿No es más cómodo ponerlo en la cuna y descansar tranquila?

Esa noche dormimos las dos separadas, ya que después del parto teníamos que descansar. Cuando me desperté mi pequeña estaba en la cuna mirándome con los ojos muy abiertos, sin decir nada, pero tengo la sensación de que me estaba diciendo mucho pero todavía no nos conocíamos.

Ahí algo cambió. La abracé y le di su desayuno.

Al día siguiente mi compañera colechera se fue y vino otra totalmente diferente. Cuando llegaron sus familiares venían con bolsas del Burger King riéndose.

Cuando llegó la madre lo primero que dijo fue quiero un cigarro y con las piernas temblando de la epidural y la bronca de las enfermeras se fue con su amiga a echar un cigarrito.

Dejó al niño en la habitación. Le dijo al padre “si llora le pones el chupete”.

Ese bebé lloraba como un cachorro abandonado buscando a su mamá. ¡Acababa de nacer!

Esa noche cogí a mi hija, la metí en mi cama, la abracé y lloré por el otro bebé. Fue la primera noche del resto que dormiremos juntas.

El desfile de visitas que cogían a mi bebé me agobiaba mucho. No tenía fuerzas para decir que no vinieran.

Por suerte mi pareja dijo “me da igual que me odien o no comprendan pero a casa no viene nadie más a parte de tu madre, si quieren verte en la calle cuando vayamos de paseo.” Le agradeceré siempre que nos protegiera y cuidara.

En nuestro intento de ser unos buenos padres, o lo que creíamos que era, poníamos a la niña en su cuna para dormir y la dejábamos en su habitación para poder cenar.

Tardaba 10 segundos en levantarme de la mesa para atender sus lloros. Ya desde pequeñita le gustaba cenar en familia. Mamá, papá y ella en la teta.

El cojín de lactancia se convirtió en una extensión de mi cuerpo.

Como quería activarme y conocer gente me apunté a clases de yoga postparto. Iba con toda la ilusión. Veía a las otras mamás que dejaban sus bebés en la esterilla de delante, con verlas estaban felices, incluso algunos se echaban sus siestas, los ponían a un lado y luego seguían haciendo ejercicio.

Por supuesto había que parar a dar teta o cambiar cacas bastante a menudo. Luego dábamos masajes a nuestros hijos y les cantábamos un mantra.

Las clases en sí me encantaban pero yo pagaba la clase para dar teta y tener a mi hija llorando mientras los hijos de otros dormían…Me dijeron que era cuestión de que se acostumbrara.

Yo soy bastante cabezota y lo intenté e intenté hasta que vi que la demanda de mi hija era más intensa que el resto y yo podía aprovechar solo 10 minutos de hora y media.

También tenía la sensación que las otras sabían ser madres y yo no, no sabía controlar a mi retoño.

Al final, deje de ir.

Fue una de las muchas renuncias que haría para adaptarme al carácter de mi hija.

Como soy una persona activa pensé en aprovechar el tiempo en casa para hacer algo productivo ya que fuera no parecía que le gustará. Me apunté a una formación online. Pensé que entre teta y teta podría estudiar. Mi hija me reclamaba toda la atención para ella así que tampoco pudo ser.

Intentamos buscar un poco de libertad y ver si podríamos viajar. De repente un viaje corto podía convertirse en una pesadilla.

Hemos hecho viajes de una hora en tres. Mis allegados me aconsejaban dejarla llorar y ya se acostumbrara, que lo habían hecho todos. Dejamos de viajar por una buena temporada.

La frustración me corroía por dentro.

¿Por qué otras madres podían hacer lo que yo creía que podría hacer y yo no?

¿Tan mal lo estaba haciendo? ¿Por qué nadie me había explicado que ser madre era olvídate de lo demás?

Entendí a muchas madres que había criticado desde la soberbia de mi desconocimiento. La vida me volvió a dar una gran lección.

Os pido perdón a todas.

Un buen día fui a un centro de belleza. Era la primera vez que desde que había sido madre tenía un momento para mí, porque lo necesitaba.

Necesitaba verme un poquito mejor. La mujer que atendió me entendió y me habló de su experiencia como madre.

Esa fue la primera vez que escuché que había una manera diferente de criar, con apego respetando y con sentido común.

Me recomendó leerme los libros y los videos de Carlos González en Youtube. Cuando mi hija se durmió en mi pecho me puse los cascos y escuché por primera vez una manera de criar que sí tenía que ver con lo que yo estaba viviendo, tenía más lógica y nadie me había explicado que podía hacerse así.

Cuando lo intente implementar seguía escuchando comentarios pero yo ya estaba segura de que era la mejor manera que podía criar a mi hija.

Lo que me hacía falta era una red de apoyo que no podía encontrar.

Mis allegados no entendían por qué mi hija no quería estar con ellos, solo quería estar conmigo. No entendían que al cogerla en brazos ellos llorará y me reclamará desesperada.

Supongo que ellos, como yo, también tenían una visión diferente de lo que implicaba ser  abuelos o tíos.

Escuché muchas palabras como INTENSA, DEMANDANTE y al ponerlo en Google apareció el término Alta Demanda.

Los ratos de teta me los pasaba con el móvil en la mano, leyendo, documentandome, entendiendo y aprendiendo.

Gracias a la fortuna, y a Google, encontré esta Comunidad en la que entré confundida y con muchas dudas.

Me sentí acogida y comprendida.

Por fin entendí MI MATERNIDAD.

Inscríbete a las formaciones de Alta Demanda con certificación

**Información importante**

Estas son las iniciativas solidarias que te ofrece la Comunidad de www.altademanda.es para acompañarte en la crianza de tu hijo/a.

  • Grupo de Telegram “Tu rinconcito para hablar” Pequeña tribu para conocer a madres en la misma situación, compartir experiencias y hacer amigas que te comprendan se crearan distintos y pequeños grupos según las necesidades» Intentamos que se formalicen grupos de como máximo 20 personas para que se cree un ambiente familiar y de confianza.
  • Grupo Telegram “Caminando de tu lado” Este grupo es para ti si estas pasando estrés, ansiedad, depresión, baja autoestima o si las heridas de la infancia siguen afectando tu esencia, si sientes miedos o impotencia, o desequilibrio emocional o simplemente necesitas un hombro amigo.
  • Grupo de WhatsApp«Apoyándonos en tribu» grupos de padres y madres AD (alta demanda), NAS (altamente sensibles) y AACC (altas capacidades) de apoyo mutuo donde somos las propias madres las expertas en la crianza de nuestros hijos y quienes intervenimos y nos aconsejamos mutuamente con nuestras vivencias y experiencias compartiendo nuestro día a día y las herramientas que nos han funcionado en la crianza de nuestros hijos.
  • Grupo de WhatsApp«Criar y crecer con apego» grupo basado en crianza respetuosa para orientación de madres y padres de alta demanda y alta sensibilidad administrado por especialistas formadas en educación infantil. montessori, crianza positiva y otras formaciones relacionadas con el comportamiento infantil.
  • Sección Privada de¿Quieres Hablar? donde puedes realizar consultas gratuitas individuales sobre alta demanda y/o alta sensibilidad a las orientadoras.
  • Canal de Telegram de Biblioteca de la Comunidad solidariade altademanda.es donde se archivan todos los documentos, libros, monográficos, estudios, test, encuestas, informes, ensayos, relatos, etc. de la comunidad. Toda la información sobre alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades a tu alcance.
  • Grupos de apoyo onlinede los viernes por la tarde de forma gratuita para niños de alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades donde tratamos temas como las emociones, las rabietas, el sueño nocturno, los límites y normas, el comportamiento, etc. todo a través e crianza respetuosa.
  • Acceso test y encuestaspara orientarte si tu hijo/a es de alta demanda, de alta sensibilidad o altas capacidades.
  • Realización continua de «estudios y análisis»sobre el temperamento de alta demanda para poder investigar sobre el tema.

Queremos escucharte! Valora nuestra Comunidad

Leticia Suárez

¡Hola a todxs!

Me llamo Leticia y soy de San Sebastián, soy madre de dos niñas.

Soy técnica de Educación Infantil y tengo 8 años de experiencia como educadora.

Desde que fui madre me he dedicado exclusivamente a la crianza de mis hijas y es lo que me ha dado la experiencia que quiero compartir con las demás madres.

Cuando di a luz a mi primera hija, recuerdo estar en el paritorio, es momento tan feliz y único, verla por primera vez, pegarla a mi pecho. Yo no podía ser más feliz. Ella levanto un poco su cuello, abrió sus ojos y grito, con un llanto que hasta la matrona y la ginecóloga se sorprendieron.

Ahí comenzó mi camino como madre de una niña de alta demanda. Claro que ahí no sabía ni que ese término existía ni la aventura que me esperaba por delante.

Pasaron los días, semanas, meses… y mi bebé no dormía. No dormía nada. Recuerdo leer que los recién nacidos dormían 16h. Esas 16h eran las que mi pequeña estaba despierta. Hacía microsiestas por aquí por allá. Solo quería estar pegada a mí, seguía (y sigue) con ese llanto tan agudo. Y buscando estas características encontré una respuesta: Alta Demanda.

Encontré el por qué mi hija era distinta, pero no peor. Y decidí, junto a mi marido, aceptarla, conocerla y adaptar nuestra vida a cómo era ella y sus necesidades.

Con los años, decidimos tener otra hija que ha llenado mi vida de risas y me pone el corazón a mil porque es un terremoto escalador desde los 8 meses.

Con ella descubrí otra maternidad, más relajada por ser la segunda, sí, pero es que mi pequeño bebé sí dormía 16h ¡incluso más horas! Me ha enseñado que hay una maternidad tan distinta comparando con la de Alta Demanda que me hizo darme cuenta lo que verdaderamente difícil e intensa que una ni de Alta Demanda.

Toda esta experiencia que he vivido en carne, mis pruebas, mis fallos, mis aciertos, mi necesidad de entenderla la mayor y adaptarme mejor a ella, la experiencia de la bimaternidad, mi hija la pequeña son las que me hicieron llegar a esta comunidad de Alta Demanda.

Y nació en mí la necesidad de compartir mi experiencia y de querer ayudar a otras madres que estén pasando por lo mismo.

Por eso cree mi Instagram que se llama “loestashaciendobienmama”.

En él quiero reflejar una maternidad real, una madre que sufre, que cae, que se levanta, que lucha, que disfruta y que es feliz con su maternidad.

Quiero ayudar a madres a aceptarse como madres imperfectas que somos y olvidarnos de las expectativas sobre maternidad que nos han hecho creer.

A veces de manera divertida otras veces un poco más seria, pero quiero ser real y enseñar a las madres que tenemos que estar orgullosas de ser las madres que somos, con nuestras arrugas, moños, casas medio recogidas, preocupaciones y culpas pero siempre queriendo a nuestrxs hijxs por encima de todo y sabiendo que lo estamos haciendo bien.

Creo que esta comunidad es maravillosa por ayudar tanto de corazón, apoyar a las madres, escucharlas, comprenderla y guiarlas.

Y deseo que sigamos aportando y ayudando a muchas madres más.

Blog

Instagram

Email

Grupo Telegram “Tu rinconcito para hablar”

Nuevo Grupo de Telegram “Caminando de tu lado”

Grupo de Telegram de orientación psicológica para mamás y papás

Desde la Comunidad solidaria de www.altademanda.es hemos abierto un grupo de Telegram enfocado a la atención de la mamá y del papá.

Coordinado por un equipo de 4 especialistas licenciadas en psicología que colaboran para reforzarte y empoderarte en las etapas que necesites un acompañamiento.

Este grupo es para ti si estas pasando estrés, ansiedad, depresión, baja autoestima o si las heridas de la infancia siguen afectando tu esencia, si sientes miedos o impotencia, o desequilibrio emocional o simplemente necesitas un hombro amigo.

¿Quienes son las especialistas del equipo que administran este Grupo de Telegram?

En este enlace puedes conocer a Lisbeth Revolorio

En este enlace puedes conocer a Paola Luna

En este enlace puedes conocer a Jessica Rubio

En este enace puedes conocer a Maria Sara Jemmolo

Si necesitas un apoyo, un guía o un acompañamiento que te oriente con concodimiento y profesionalidad únete a nuestro grupo.

Únete en este enlace

 

**Información importante**

Estas son las iniciativas solidarias que te ofrece la Comunidad de www.altademanda.es para acompañarte en la crianza de tu hijo/a.

  • Grupo de Telegram Central Alta demanda, Alta sensibilidad y Altas capacidades (con especialistas en crianza AD (alta demanda), NAS (altamente sensibles) y AACC (altas capcidades) que nos orientan en el chat de forma solidaria respondiendo a las consultas que se realizan. Aquí puedes ver el perfil de las colaboradoras especialistas.) Ellas son: psicólogas, educadoras infantiles, maestras, psicopedagogas, asesoras de lactancia, destete, alimentación, disciplina positiva, logopedia…
  • Grupo de Telegram “Tu rinconcito para hablar” Pequeña tribu para conocer a madres en la misma situación, compartir experiencias y hacer amigas que te comprendan se crearan distintos y pequeños grupos según las necesidades” Intentamos que se formalicen grupos de como máximo 20 personas para que se cree un ambiente familiar y de confianza.
  • Grupo de WhatsApp «Apoyándonos en tribu» grupos de padres y madres AD (alta demanda), NAS (altamente sensibles) y AACC (altas capcidades) de apoyo mutuo donde somos las propias madres y padres las expertas en la crianza de nuestros hijos y quienes intervenimos y nos aconsejamos mutuamente con nuestras vivencias y experiencias compartiendo nuestro día a día y las herramientas que nos han funcionado en la crianza de nuestros hijos.
  • Grupo de WhatsApp «Criar y crecer con apego» grupo basado en crianza respetuosa para orientación de madres y padres de alta demanda y alta sensibilidad administrado por especialistas formadas en educación infantil. montessori, crianza positiva y otras formaciones relacionadas con el comportamiento infantil.
  • Sección Privada de ¿Quieres Hablar? donde puedes realizar consultas gratuitas individuales sobre alta demanda y/o alta sensibilidad a las orientadoras.
  • Canal de Telegram de Biblioteca de la Comunidad solidaria de www.altademanda.es donde se archivan todos los docuemntos, libros, monograficos, estudios, test, encuestas, informes, ensayos, relatos, etc. de la comunidad. Toda la informacion sobre alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades a tu alcance.
  • Grupos de apoyo online de los viernes por la tarde de forma gratuita para niños de alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades donde tratamos temas como las emociones, las rabietas, el sueño nocturno, los límites y normas, el comportamiento, etc. todo a través e crianza respetuosa.
  • Talleres/Conferencias gratuitos mensuales realizados por las especialistas. (Ver perfil de las especialistas)
  • Descarga de varios libros y monográficos  sobre alta demanda y crianza respetuosa gratis en PDF.
  • Acceso test y encuestas para orientarte si tu hijo/a es de alta demanda, de alta sensibilidad o altas capacidades.
  • Realización contínua de “estudios y análisis” sobre el temperamento de alta demanda para poder investigra sobre el tema.

Queremos escucharte! Valora nuestra Comunidad

Laura Sevilla Bernardino

Laura Sevilla Bernardino.

Nací en Sevilla en octubre del año 1984. Soy la menor de cinco chicas y un chico. Mi infancia fue muy divertida y familiar. Aún recuerdo esos paseos por las mañanas para ir al colegio y jugar en la calle con mi grupo de amigas todas las tardes. Mi familia era humilde y nos educaron de la mejor forma que supieron hacerlo, aunque en mi casa nunca se levantó la mano o se gritó en exceso.

Cada verano viajábamos a la playa todos juntos, compartíamos muchas aventuras y nos reíamos muchísimo. Por ese esfuerzo de nuestros padres seguimos a día de hoy muy unidos y siempre disfrutamos de algún almuerzo o merienda en familia, al menos un día de la semana, mientras que nuestra madres nos vigila y cuida desde el cielo.

Actualmente vivo con mi pareja y mis dos hijas de tres años y un año respectivamente. La primera de mis hijas es una niña de alta demanda y altamente sensible. La segunda es una niña de alta demanda. Las dos son estupendas, vitales, extrovertidas, con carácter fuerte, aventureras,… Y su madre está muy orgullosa de que así sea.

Formación académica:

Destaco en mi formación académica los títulos de:

  • Diplomada en Educación Infantil por la Universidad de Sevilla.
  • Licenciada en Psicopedagogía por la Universidad de Sevilla.
Además cuento entre otros con los siguientes cursos:
  • Educar en positivo.
  • Límites y respeto desde la disciplina positiva.
  • El cerebro del niño : desarrollo y evolución.
  • Estimulación a través del juego (0-6 años).
  • Aprendizaje por proyectos y atención a la diversidad.
  • Las rabietas y sus por qués.
  • Desarrollo del lenguaje desde los cero a los 3 años.
  • Didáctica de la lectura y la escritura en Educación Infantil.
  • Desarrollo de la educación emocional y las habilidades sociales.

Experiencia profesional:

Comencé mi andadura en el mundo profesional siendo técnico de Educación Infantil en una escuela infantil. Adoro a los niños y niñas pequeños y verlos crecer, madurar y evolucionar me apasiona. Compatibilizaba estudios y trabajo y posteriormente me gradué en magisterio y comencé a trabajar como maestra de Educación Infantil profesión la cual me encanta. Seguí enriqueciéndome académicamente y me licencié en psicopedagogía.

Actualmente trabajo en un pequeño centro de Educación Infantil y Primaria con un grupo de alumnos y alumnas de 4 años de edad.

Cómo llegué a la Comunidad de Alta Demanda:

Pues al igual que llegas tú, porque necesitaba ayuda para comprender a mis hijas, buscar experiencias similares, leer y documentarme, descargarme mentalmente, buscar consuelo, risas y fuerzas para poder seguir adelante en la crianza de nuestros pequeños, grandes hij@s.

“REUNIRSE EN EQUIPO ES EL PRINCIPIO, MANTENERSE EN EQUIPO ES EL PROGRESO, TRABAJAR EN EQUIPO ASEGURAR EL ÉXITO”. Henry Ford.

Instagram

Email

Grupo WhatsApp

Relato personal. Carta a una madre AD a punto de reventar!

Imagen Original de Ikerne Itoiz, ver más en su Instagram https://www.instagram.com/la_vida_de_pichukis/

Escrito por Ikerne Itoiz

Carta a una madre a punto de reventar.

Mama con una niña de alta demanda y altamente sensible.

Querida mamá,

Yo he estado en tu lugar.

La buena noticia es que no se revienta. La mala es que hay que pasar por ello. 

Déjame que te cuente mi viaje por si al menos pudiera ayudarte a sobrellevar la tormenta.

Tranquila mamá, este barco no lo llevas sola, y aunque creas que el mástil se va a romper y vas a naufragar, lo sujeto contigo

En algún momento entre el embarazo-parto-puerperio desaparecí. No me digas cómo, pero de ser una persona con vida, a la que la gente cuidaba, dueña de mi tiempo y señora de lo que quería hacer: desaparecí.

Simplemente ya no estaba.

No podía hacer nada de lo que hacía, pero aún peor, no podía hacer nada de lo que hacía una persona normal!

No podía comer, ni dormir, ni asearme sin ser interrumpida o reclamada.

Esos momentos ya no me pertenecían. 

Recuerdo imaginarme cómo si protagonizara  alguna película de espías, en la que torturaban al bueno para interrogarlo sin dejarle dormir, comiendo frío, y sin dejarse asear… 

  • Me pregunto cuando llegará la mafia rusa a mi casa, porque la falta de sueño, el mal comer y el aspecto indeseable ya está hecho. Por lo menos pondrían algo de acción a esta vida. – pensaba

Sólo había una cosa en mi vida.

BEBÉ.

Lo que marcaba todo en mi día, lo que podía y no podía hacer.

Pero a una personita tan inocente no le podía contar que ya no podía más, que el no dormir, no comer y no limpiarme me estaba dejando al arrastre, no tenía ni fuerzas para comunicarme.

Estaba en el mismo nivel que mi bebé, solo podía llorar y gritar para ser escuchada. Había llegado al nivel más primitivo. 

Claro, este comportamiento para el resto de adultos que convivían alrededor, pues era un tanto extremo.

Que si vaya mala leche, que si no hay quien te aguante, que si que susceptible… en fin, que cualquier comentario se convertía en ofensa, que nadie entiende que tú estás en modo supervivencia animal.

Tampoco nadie entiende que al haber desaparecido como ser hay que renacer y todo eso lleva un proceso.

En los niños lo entienden, en las madres no

Si todo esto puede suceder en una madre primeriza, al uso en una madre primeriza de alta demanda todo es más intenso, como el bebé.

Creo que entender que tanto la criatura como yo estábamos evolucionando a la vez y creciendo juntos, ella como hija y yo como madre me ayudó.

No me podía comparar con otras madres, yo estaba en mi propio viaje de renacimiento.

Así que olvídate de los otros, olvídate de otras madres, olvídate de otros hijos.

¡Aquí estamos intentando sobrevivir al puto Big bang!

Salvate tú! Sobrevive! Evoluciona! 

Hoy puedo mirar atrás y contarte mi historia.

Te diría que he llorado mucho: ojalá. Ni lágrimas me salían!

Me he sentido muy sola, muy cansada, muy al límite, a veces hasta me he cuestionado quién me mandaría a mi ser madre…

Pero ¿sabes qué? Hoy sonrió como nunca, me río y me divierto con mi hija y el corazón se me llena de orgullo al ver en la personita que se está convirtiendo.

Me mira con admiración igual que yo a ella.

Es alegre, independiente, sociable, graciosa, cariñosa.

Y si! sigue siendo intensa, y quiere que esté cerca de ella.

  • Mamá, aquí, jugar. – sentarme con ella y que me abrace diciéndome – quiero mucho. 

Si, sigue siendo agotadora, pero llegará un día en el que eche de menos sus abrazos, sus “te quiero” y sus “mamá mira” y no me quiero arrepentir de haberme perdido ni uno solo de esos momentos.

Crecen, crecen rápido, todo pasa, todo evoluciona. 

Un abrazo amiga y mucha fuerza. 

By Ikerne Itoiz

 

Ikerne Itoiz es una de las colaboradoras y administradoras de la Comunidad dolidaria de www.altademanda.es puedes conocerla con mas detalle en su perfil en este enlace

Si deseas contactar con ella puedes hacerlo en el Grupo de Telegram en este enace.

**Información importante**

  •  Sección Privada de ¿Quieres Hablar? donde puedes realizar consultas gratuitas individuales sobre alta demanda y/o alta sensibilidad a las orientadoras.
  • Canal de Telegram ¿Quieres hablar? Un espacio donde podrás desahogarte contando con la experiencia de dos madres de niños de alta demanda. Un enfoque y mirada distinta. Un lugar para ti.
  • Canal de Telegram de Biblioteca de la Comunidad solidaria de www.altademanda.es donde se archivan todos los docuemntos, libros, monograficos, estudios, test, encuestas, informes, ensayos, relatos, etc. de la comunidad. Toda la informacion sobre alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades a tu alcance.
  • Grupos de apoyo online de los viernes por la tarde de forma gratuita para niños de alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades donde tratamos temas como las emociones, las rabietas, el sueño nocturno, los límites y normas, el comportamiento, etc. todo a través e crianza respetuosa.
  • Descarga de varios libros y monográficos  sobre alta demanda y crianza respetuosa gratis en PDF.
  • Acceso test y encuestas para orientarte si tu hijo/a es de alta demanda, de alta sensibilidad o altas capacidades.

 

Síguenos en Facebook Comunidad solidaria de alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades

Síguenos en Facebook en Mama Fluyendo Lactancia 

Síguenos en Facebook Crianza respetuosa, niños mas felices

Síguenos en Facebook en Alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades

Síguenos en Instagram Comunidad Solidaria de Alta demanda y sensibilidad

Relato personal. “Mi hijo intenso”

Anonimo

Mi hijo fue distinto y lo noté distinto, casi desde que nació. 

En el hospital nos engañó porque casi teníamos que despertarlo para darle las tomas. Cuando llegamos a casa se acabó la paz y la tranquilidad.

Y conocimos lo que sería el inicio de nuestra nueva vida y se desató el caos. 

Imagina, madre primeriza, sin apoyo familiar y mi marido trabajando al poco de nacer el bebé, más todas las cargas y responsabilidades que cuelgan. 

Me gustaba mucho la frase de la gente: “Duerme cuando el bebé duerma” y yo me decía: ¿Y cuándo es eso?

Porque mi hijo no dormía. 

Durante el día era super agotador. No había forma humana de que durmiera. Era imposible. 

Un día leí lo que tenían que dormir los bebés y yo pensé: pues, ¿qué bebé será? porque el mío no duerme eso ni de coña. 

Los días se me hacían interminables. 

Yo veía por la calle a esas madres guapísimas con sus carros y sus bebés dormidos paseando. Y pensaba: ¿Esto es posible en esta vida?

Ni porteo puede hacer con Dani, porque el hecho de notarse atrapado y sin movimiento le agobiaba. Sólo dormía conmigo y cerca. Sino, era imposible que se durmiera.

Empezó la guardería a los 7 meses porque estaba agotada psicológicamente y llegaron incluso a llamarme  cuando el bebé tenía que dormir porque era una auténtica locura lo que ahí se producía. 

Era agotador, nunca se saciaba de comer, dijo su primera palabra a los 5 meses y medio. Era tremendamente espabilado y vivo. Se puso de pie solo, a los 7 y caminó antes de los 11. 

En la guardería la profesora siempre me decía: Dani, apunta maneras. Y vaya si las apuntaba! Luego empezaron los detalles de su memoria inusual para su edad.  

Recuerdo un día, que aún era pequeñito, con su chupete y lo llevábamos caminando dándole la mano mi hermana y yo. Él iba en medio e íbamos a casa de mis padres. Mi hermana me dijo: “deja a Dani a ver si sabe cuál es la puerta de casa”. Ya ves que si supo cual era la puerta. Sin ningún tipo de duda, cruzó por delante de mí hermana y se metió en el portal de mis padres. Y así con todo. Con recuerdos, direcciones, orientación cuando vamos en coche, nombre de dinosaurios de lo más extraños, marca de coches…cosas que mi mente no podía pensar que un niño fuese capaz de recordar. 

Además, tengo que decir, que cuando se habla de niño intenso, son niños intensos en todos los sentidos. 

Son intensos a nivel emocional, intensos cuando quieren algo, intensos cuando ven algo injusto, intensos para dormir, para comer, para llorar, para reír, para hacer las cosas solos…para todo en su vida hay una gran intensidad. 

Y la verdad, que a la vez de agotador es tremendamente agradecido, porque lo mismo está llorando por algo que ve injusto, que a la mínima viene arrepentido pidiendo perdón y dándote el mayor de los abrazos. Es decir, que es un vaivén de emociones e intensidades diarias. 

Yo siempre digo que tiene sus cosas buenas y sus cosas no tan buenas. Es lógico que su intensidad te agote, pero a extremos que hay días en los que no trabajo y digo: “Madre mía, lo cansada que llegó a estar y no he hecho nada…” Bueno eso piensas, pero que no has hecho nada es un decir.

 Yo he de reconocer que al principio lo pasé francamente mal. No encuentras ayuda externa, tipo pediatra, enfermera. Nada. 

La gente te da consejos y yo misma buscaba y buscaba, siempre pensando en encontrar una solución y lo que funcionaba hoy, mañana ya no servía de nada. 

Lo que te llevaba a una enorme frustración como madre y pensar en qué  equivocada estabas cuando idealizamos la maternidad. 

Hasta que encuentras gente que se encuentra en la misma situación y sientes una gran paz. Porque ves que no has fracasado como madre, que no lo has hecho mal, que a tu hijo no le pasa nada, que sólo es una condición y que hay que aceptar y vivir con ello y disfrutar de las cosas buenas que también te aporta que sea así. 

Después de casi 4 años que hará en febrero he aprendido mucho. He aprendido a no juzgar a nadie, a aceptarlo, a aceptarme, a vivir su intensidad, a quererlo por encima de todas las cosas. Tengo que decir, que tuve que buscar ayuda de una psicóloga porque la situación me desbordaba pero creo que hice lo mejor para mí hijo y para nosotros. 

Ella nos dio pautas y nos ayudó a intentar gestionar su frustración y sus rigideces, que tampoco son pocas. Además de lo tremendamente sensible que es, con la ropa, los tejidos, los champús, los ruidos y un largo etcétera. 

Que además, tienes que intentar lidiar con los comentarios tipo: “Lo tienes muy consentido, eso es porque no le has acostumbrado a tal, vaya manías que tiene…”. 

Lo que viene siendo la crítica poco constructiva de la gente a la cual no le has pedido consejo. 

Pero vamos, que al final acabas pasando porque sabes que no tiene ni idea de lo que esta hablando.  

No se si es alta demanda, no se si es altamente sensible, no se si es altas capacidades... 

No se nada, porque nunca le han valorado ni detectado nada. 

Si que es verdad que como madre sé muchas cosas. Conozco a mi hijo mejor que nadie e intento darle todo lo que va demandando, dentro de mis posibilidades. 

Él es feliz y nosotros también somos felices.  Nunca me había planteado escribir a alguien para contarle mi historia y me dejó muchísimas cosas en el tintero.

Puede ser que no sirva de nada o puede ser que si todas le damos voz a esto, nos hagan caso y podamos ayudar a tantas madres que han vivido y han sufrido en primera persona que es ser madre de un niño de alta demanda. Para que luego haya gente que diga que son etiquetas que queremos ponerle a nuestros hijos para dar una explicación a lo que estamos viviendo. 

Sólo daros las gracias por la labor que hacéis y si necesitas la ayuda de una madre que ha vivido de todo, aquí estaré.

Muchas gracias.

Inscríbete a las formaciones de Alta Demanda con certificación

**Información Importante**

COMUNIDAD SOLIDARIA  AD, NAS, AACC

Accede al Comunidad solidaria de padres y madres de alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades de www.altademanda.es gratis, para más información en este enlace.

  •  Sección Privada de ¿Quieres Hablar? donde puedes realizar consultas gratuitas individuales sobre alta demanda y/o alta sensibilidad a las orientadoras.
  • Canal de Telegram ¿Quieres hablar? Un espacio donde podrás desahogarte contando con la experiencia de dos madres de niños de alta demanda. Un enfoque y mirada distinta. Un lugar para ti.
  • Canal de Telegram de Biblioteca de la Comunidad solidaria de www.altademanda.es donde se archivan todos los docuemntos, libros, monograficos, estudios, test, encuestas, informes, ensayos, relatos, etc. de la comunidad. Toda la informacion sobre alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades a tu alcance.
  • Grupos de apoyo online de los viernes por la tarde de forma gratuita para niños de alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades donde tratamos temas como las emociones, las rabietas, el sueño nocturno, los límites y normas, el comportamiento, etc. todo a través e crianza respetuosa.
  • Descarga de varios libros y monográficos  sobre alta demanda y crianza respetuosa gratis en PDF.
  • Acceso test y encuestas para orientarte si tu hijo/a es de alta demanda, de alta sensibilidad o altas capacidades.

 

Síguenos en Facebook Comunidad solidaria de alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades

Síguenos en Facebook en Mama Fluyendo Lactancia 

Síguenos en Facebook Crianza respetuosa, niños mas felices

Síguenos en Facebook en Alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades

Síguenos en Instagram Comunidad Solidaria de Alta demanda y sensibilidad

Abigail, mi hija de alta demanda de 5 años. Relato personal

Abigail es mi hija de 5 años. Es de alta demanda, es una niña activa.

Desde que nació nunca hizo siesta, sino era en brazos de mamá. Amaba la teta, demasiado diría yo, podía pasar horas pegada día y noche.

Es fuerte y decidida, impone su forma de ser en cualquier lugar, es extremadamente sociable para su edad y aunque desconfía de los desconocidos siempre busca la forma de interactuar con las personas.

No le gusta jugar sola, hay que acompañarla en sus juegos, y con los otros niños le gusta dirigir el juego a su manera, por lo cuál a veces prefiero pasar sola que a que me visiten, porque casi no juega sino que lo que hacen es discutir con ella, porqué todo lo quiere a su manera.

Es desafiante, cuestiona los límites, y expresa claramente cuando algo no le parece bien o es injusto.

Ella siempre requiere la atención de alguién.

Todo lo quiere para ya, aunque tenga ya la noción que debe de esperar.

Es muy difícil que escuche, que se detenga, que no siempre quiera estar haciendo algo y más si es con mamá.

Cuestiona limites y órdenes le gusta que le expliquen todo y preguntar todo.

Además es ruidosa y llora intensamente si algo no le gusta o si se le dice que no por algún que deba de cambiar o no pueda hacer en el momento que ella lo desee.

Sin embargo es obediente, amorosa, colaboradora y hemos aprendido a compartir juntas cada segundo, aunque a veces su mami,mami, mamáaaa, me desespere.

Incluso en las noches aún no duerme nada bien apesar de que todo el día pasa sumamente activa y prefiere dormir cerca de mamá.

Me dicen que es malcriada, berrinchosa, que puede tener algún padecimiento y etc.

Gracias a las lecturas que he hecho he ido identificando más que de alta demanda,más allá de un padecimiento o problema de conducta.

Yo digo que es fuerte y que sólo hace falta dirigir su energía para que ella la utilice de la mejor y lo más importante amarla cómo es.

Porqué al final y al cabo es sólo una niña aprendiendo ha vivir en este mundo, dónde a veces parece que los niños ya no pueden ser niños y si son alta demanda se les complica más todo.

Definitivamente, he aprendido y sigo aprendiendo a no juzgar su comportamiento y a entenderla y ser parte de su mundo , aprender de ella y tomar de su energía para que juntas encontremos el camino sin cortar sus alas.

No es fácil pero vale la pena ser parte de su crecimiento con amor e información.

Ella es Abigail.

Inscríbete a las formaciones de Alta Demanda con certificación

 

Quieres escribir tu relato personal en esta web? Puedes hacerlo rellenando este formulario 

**Información Importante**

COMUNIDAD SOLIDARIA  AD, NAS, AACC

Accede al Comunidad solidaria de padres y madres de alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades de www.altademanda.es gratis, para más información en este enlace.

  •  Sección Privada de ¿Quieres Hablar? donde puedes realizar consultas gratuitas individuales sobre alta demanda y/o alta sensibilidad a las orientadoras.
  • Canal de Telegram ¿Quieres hablar? Un espacio donde podrás desahogarte contando con la experiencia de dos madres de niños de alta demanda. Un enfoque y mirada distinta. Un lugar para ti.
  • Canal de Telegram de Biblioteca de la Comunidad solidaria de www.altademanda.es donde se archivan todos los docuemntos, libros, monograficos, estudios, test, encuestas, informes, ensayos, relatos, etc. de la comunidad. Toda la informacion sobre alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades a tu alcance.
  • Grupos de apoyo online de los viernes por la tarde de forma gratuita para niños de alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades donde tratamos temas como las emociones, las rabietas, el sueño nocturno, los límites y normas, el comportamiento, etc. todo a través e crianza respetuosa.
  • Descarga de varios libros y monográficos  sobre alta demanda y crianza respetuosa gratis en PDF.
  • Acceso test y encuestas para orientarte si tu hijo/a es de alta demanda, de alta sensibilidad o altas capacidades.

 

Síguenos en Facebook Comunidad solidaria de alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades

Síguenos en Facebook en Mama Fluyendo Lactancia 

Síguenos en Facebook Crianza respetuosa, niños mas felices

Síguenos en Facebook en Alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades

Síguenos en Instagram Comunidad Solidaria de Alta demanda y sensibilidad

Relato de una madre de alta demanda curiosa

Soy Marta Pino

Siempre tuve claro que prefería un niño movidito y dotado de energía antes que uno tranquilo, porque mi personalidad inquieta y curiosa necesitaba un cómplice para tramar juntos experimentos, crear juegos, investigar en la naturaleza…

Y sigo pensando así la mayor parte del tiempo, pero otras no dejo de repetirme una y otra vez que debería haber mantenido la boca cerradita, pues ni siquiera había oído jamás el término de alta demanda, a pesar de ser una maestra inquieta, curiosa y muy arraigada al mundo infantil dentro y fuera de las aulas.

Hasta que nació él, mi verdadero amor. Mi hijo. Mi pequeño de altísima demanda.

Pero si tengo que ser plenamente sincera, desde que le tuve en mis brazos y le miré observando con esos ojos rajados pero bien abiertos, atentos, expectantes, supe que algo distinto se avecinaba.

Horas después me encontraba en la habitación del hospital alucinando por cómo un ser de 3kg y 720gramos que veía por primera vez el mundo hacía 8 cortas horas, podía estar expresando su necesidad de querer no soltarme ni un segundo de su vida. Cómo podía estar explicándome con sus gémidos lactantes que no iba a consentir dormir sólo en esa cuna y que ni siquiera tenía pensado soltar mi teta hasta Dios sabe cuando.

Yo quería comentarle al padre lo que estaba sucediendo pero el pobre después de casi 18horas de parto y 24 sin comer a penas nada, se había quedado dulcemente frito en la cama vecina.

Por tanto decidí no molestarle y arriesgarme.

Metí a mi retoño en la cama y dormimos piel con piel, oliendo ese aroma a bebé recién nacido que agitaba mis neuronas causando una gran felicidad.

Dormimos durante horas plácidamente.

Pero debo confesar que desde ese día siento que mi alrededor piensa que estoy loca. Pero es que no conocen bien a mi terremoto.

Sólo sabemos su padre y yo a qué nos enfrentamos cada día.

Sin perder el hilo de la historia, sigo contando que tras la salida del hospital la demanda fue creciendo de manera exponencial. Subirle al coche le atormentaba y nos atormentaba, y sí, por supuesto que caímos en el error de sacarle incluso de la sillita ante una desesperación terrible al verle llorar, tornandose rojo, morado, azul… y todos los tonos habidos y por haber que nos enciendían las alarmas.

Ponerle a dormir en la cama, la cuna, el carro, la hamaca, el nido o donde fuese pero lejos de mis brazos era un sinfín de llantos interminables.

Pasar a hacer todas las tareas con él en el porteo, escuchar sus llantos desesperados mientras me duchaba… poco a poco fui dejando de ser yo para ser suya, totalmente suya.

Vivir por y para él. Acoplar mi cuerpo a sus necesidades.

Sentirme ahogada, en pleno confinamiento. Salir de casa con la tensión que conllevaba hacer la compra las primeras semanas de pandemia y saber que mientras, él estaba reclamándole al padre mi llegada. Pobre padre, qué paciencia. Es un bendito. Poco a poco aprendí estrategias que me harían la vida algo más fácil.

Lo que no sabía es que la demanda iba a ir crecciendo a medida que él también lo hacía y que lo que estaba aprendiendo iba a dejar de servirme porque cuando supiese hablar, él se aseguraría de informarme de sus necesidades, porque tenerme cerca es una necesidad no un capricho.

Ahora es capaz de decirme que no quiere que haga otra cosa que no sea jugar con él, pasear con él, protegerle entre arrumacos y chupitos de teta. La demanda crece con ellos. Y te van absorbiendo tu energía, te cansas porque el mundo adulto no es el mismo que el suyo y nos esperan muchas responsabilidades al otro lado de la puerta del cuarto de juegos.

A veces, los padres de los niños AD nos sentimos culpables por perder la paciencia o por desear que se duerman un rato para descansar mentalmente, pero si su necesidad es tenernos junto a ellos, la nuestra es desconectar algunos instantes para conectar con nosotros mismos.

Personalmente yo me siento gran afortunada porque el padre y yo nos comunicamos continuamente y damos prioridad a su educación antes que a nada. Vamos los 2 a una y nos prestamos apoyo continuo.

Cuando no estoy yo, el apego obsesivo lo tiene con su padre, por eso es capaz de entenderme. Porque él también lo vive en su propia piel y eso es un extra para mi.

Siento que aún nos queda mucho por aprender pero también presiento que sabremos gestionarlo como lo hemos hecho hasta el momento. Por eso si estás leyendo esto y te sientes identificada quizás tengas contigo a un bebé de alta demanda y te/os aseguro que habrá momentos de locura y desesperación pero nunca lo serán de arrepentimiento porque sus sonrisas desdentadas son un regalo de la vida que te aportarán energía suficiente para reactivarte en a penas segundos.

Aprended a entender a vuestros hijos e hijas, leer, buscar información sobre psicología infantil, AD, AS… entender cómo funciona su cerebro es la clave para seguir adelante.

Diferenciar su necesidad de lo que tú crees que no lo es.

Ánimo.

Mi bebé me regaló la vida y siempre lucharé por y para él. Tú también sabrás hacerlo.

 

Inscríbete a las formaciones de Alta Demanda con certificación

**Información Importante**

COMUNIDAD SOLIDARIA  AD, NAS, AACC

Accede al Comunidad solidaria de padres y madres de alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades de www.altademanda.es gratis, para más información en este enlace.

  •  Sección Privada de ¿Quieres Hablar? donde puedes realizar consultas gratuitas individuales sobre alta demanda y/o alta sensibilidad a las orientadoras.
  • Canal de Telegram ¿Quieres hablar? Un espacio donde podrás desahogarte contando con la experiencia de dos madres de niños de alta demanda. Un enfoque y mirada distinta. Un lugar para ti.
  • Canal de Telegram de Biblioteca de la Comunidad solidaria de www.altademanda.es donde se archivan todos los docuemntos, libros, monograficos, estudios, test, encuestas, informes, ensayos, relatos, etc. de la comunidad. Toda la informacion sobre alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades a tu alcance.
  • Grupos de apoyo online de los viernes por la tarde de forma gratuita para niños de alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades donde tratamos temas como las emociones, las rabietas, el sueño nocturno, los límites y normas, el comportamiento, etc. todo a través e crianza respetuosa.
  • Descarga de varios libros y monográficos  sobre alta demanda y crianza respetuosa gratis en PDF.
  • Acceso test y encuestas para orientarte si tu hijo/a es de alta demanda, de alta sensibilidad o altas capacidades.

 

Síguenos en Facebook Comunidad solidaria de alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades

Síguenos en Facebook en Mama Fluyendo Lactancia 

Síguenos en Facebook Crianza respetuosa, niños mas felices

Síguenos en Facebook en Alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades

Síguenos en Instagram Comunidad Solidaria de Alta demanda y sensibilidad

Maternidad de alta sensibilidad con paternidad a distancia

Relato de Jessica Rubio Reali

Y justo cuando pensamos que teníamos todo “bajo control” porque ya entendíamos más a Kalel, y lo estábamos pasando mejor con menos descargas emocionales, menos llantos y menos corajes; resulta que estábamos por vivir un gran y drástico cambio: el regreso de papá a la oficina después de casi año y medio en home officce.

En menos de 15 días tuvimos que tomar una decisión pensando en qué era lo que menos podía afectar a Kalel, asi que decidimos que papá se iría solo y nosotros nos quedaríamos en casa. Y así empezamos con los corazones rotos, con lágrimas, con incertidumbre, con miedo  y  unión a distancia.

Entonces empezamos a vivir “diferente” empezando el día con el desayuno a las 2 de la tarde o a las 3 de la madrugada, cenamos en el día y comemos en la noche, nuestro día comienza a las 4 de la mañana o a las 4 de la tarde, todo depende de Kalel.

Duerme plácidamente cuando lo decide pero yo, yo soy la que está recibiendo los estragos de este “cambio” de esta “nueva vida” a la que la gente dice “tranquila pronto se adaptaran” y yo se que no! porque los NAS y PAS (personas y niños altamente sensibles) nunca lo hacemos solo aprendemos a vivir con ello.

Me toca ser la fuerte, porque necesito ayudarlo para que sufra lo menos posible y me toca ser también la “perfecta” porque yo soy la psicóloga y no está permitido decir “no se qué hacer”.

Me derrumbo cada noche cuando veo pasar las horas y siento que no puedo más con este agotamiento, pero después de 3, 4 y escasas veces 5 horas de haber dormido me levanto entera nuevamente (o al menos eso me hago creer) decidida a hacer y ser lo mejor para él, pero entonces viene la primera descarga emocional de Kalel porque un pellejito en su dedo le duele intensamente y se me agotan las ideas, me desespero, volteo en busca de ayuda pero recuerdo que estoy sola, recuerdo que son las 4 de la madrugada y no hay alguien despierto al menos para escucharme; entonces respiro, tomo un segundo de descanso y reinvento, logro calmarlo y ahí vamos de nuevo.

Cambiamos de realidad, una realidad en la que ejercemos la paternidad en dos modalidades (mamá presente, papá a distancia).

Estamos solos porque como lo he dicho en otras ocasiones lejos de recibir apoyo o ayuda solo recibimos críticas de los demás, por eso  hemos concluido y decidido que viviendo en nuestra burbuja estamos mejor, así que si algún día me preguntas cómo estamos, seguramente mi respuesta será “excelente”.

¿Lo más difícil?

La hora de dormir, darme cuenta que por fin se ha quedado dormido a las 8 de la mañana, pero que yo ya no podré porque tengo trabajo que preparar, así que lo acuesto en la cama, me doy un baño para despertar, preparo un desayuno a veces nutritivo, la mayoría lo que encuentro en el refri y muuuucho café porque será un día muy largo y a veces estoy tan agotada que prefiero no comer.

Jugamos en la madrugada y dormimos en la mañana, he aprendido que el día tiene más de 24 horas, que el tiempo no existe, que no pasa nada si no lave los trastes de la noche y aunque a veces siento que estoy en un abismo interminable se que no me puedo dejar caer porque él me necesita, porque soy lo único que tiene todos los días.

Papá tampoco la pasa nada bien, duerme mal, solo, lejos de nosotros, anhelando que los días pasen rápido para vernos y cuando llega el día parece que su jornada laboral fue la más larga de todas y la carretera a casa se hace interminable. Quisiera que el tiempo con nosotros fuera eterno pero llega el momento de partir nuevamente y así se va, con el sentimiento a flor de piel porque dejo a su hijo en llanto rogándole que no se fuera.

Y aunque no lo diga sabemos que se va con sentimientos encontrados deseando poder hacer algo que no está en sus manos, añorando verlo crecer paso a paso como antes cuando estábamos juntos, y se preocupa al ver que le está siendo muy difícil adaptarse, que  diario le pregunta “papá hoy llegas”, le duele ver que a veces no quiere hablar con él porque está enojado porque cree que lo dejo. Ya no planeamos los días porque a veces con trabajos sobrellevamos el presente.

A veces no se qué hacer; si lo acepta salimos a caminar, eso nos relaja a ambos, lo difícil viene cuando se rehúsa a salir porque hace mucho aire o porque ya es de noche y la noche le da miedo  y entonces pasamos hasta una semana sin abrir siquiera la puerta.

No tenemos con quien platicar ni salir a jugar porque mientras nosotros vivimos, los demás duermen y es que nadie está disponible a las 4 de la mañana.

Sin embargo no todo es malo, Kalel y yo estamos más unidos y a pesar de que papá está lejos el lazo entre ellos sigue intacto, he descubierto que soy más fuerte de lo que pensaba.

Cuando más difícil parece estar todo, aparece frente a mí con su hermosa voz y un “mamá estoy orgulloso de ti porque me amas” y es entonces donde entiendo que el sacrificio que estamos haciendo ha valido la pena, por él, por nosotros,  porque dentro de unos años espero que esto solo sea un recuerdo más de lo que hemos vivido y un gran aprendizaje con los menos estragos posibles .

 Jessica Rubio Reali

Lic. En Psicología y Mtra. En Educación 

Facebook

Instagram

Blog

Email

Inscríbete a las formaciones de Alta Demanda con certificación

**Información Importante**

COMUNIDAD SOLIDARIA  AD, NAS, AACC

Accede al Comunidad solidaria de padres y madres de alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades de www.altademanda.es gratis, para más información en este enlace.

  •  Sección Privada de ¿Quieres Hablar? donde puedes realizar consultas gratuitas individuales sobre alta demanda y/o alta sensibilidad a las orientadoras.
  • Canal de Telegram ¿Quieres hablar? Un espacio donde podrás desahogarte contando con la experiencia de dos madres de niños de alta demanda. Un enfoque y mirada distinta. Un lugar para ti.
  • Canal de Telegram de Biblioteca de la Comunidad solidaria de www.altademanda.es donde se archivan todos los docuemntos, libros, monograficos, estudios, test, encuestas, informes, ensayos, relatos, etc. de la comunidad. Toda la informacion sobre alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades a tu alcance.
  • Grupos de apoyo online de los viernes por la tarde de forma gratuita para niños de alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades donde tratamos temas como las emociones, las rabietas, el sueño nocturno, los límites y normas, el comportamiento, etc. todo a través e crianza respetuosa.
  • Descarga de varios libros y monográficos  sobre alta demanda y crianza respetuosa gratis en PDF.
  • Acceso test y encuestas para orientarte si tu hijo/a es de alta demanda, de alta sensibilidad o altas capacidades.

 

Síguenos en Facebook Comunidad solidaria de alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades

Síguenos en Facebook en Mama Fluyendo Lactancia 

Síguenos en Facebook Crianza respetuosa, niños mas felices

Síguenos en Facebook en Alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades

Síguenos en Instagram Comunidad Solidaria de Alta demanda y sensibilidad

¿Quieres hablar sobre alta demanda o alta sensibilidad?

 

¿Te sientes agotada con la crianza de tu hijo/a de alta demanda y/o altamente sensible?

¿Te sientes culpable porque a veces pierdes la paciencia y los nervios?

¿Te sientes juzgada e incomprendida por otras personas y esto te crea mucha frustración e impotencia?

¿Tienes dudas de si estas utilizando los mejores métodos de crianza con tu hijo AD y/o NAS?

¿Te gustaría tener ciertas pautas que te aporten claridad y serenidad en cuanto a la crianza de tu hijo/a?

Orientación solidaria sobre alta demanda y/o alta sensibilidad

¿En qué consiste?

Como madre o padre de un niño de alta demanda y/o alta sensibilidad puedes conversar con nosotras sobre tus inquietudes por chat, email o videoconferencia, según pactemos, sin ningún tipo de coste ya que esta inciativa es totalmente solidaria por parte de la Comunidad Solidaria de www.altademanda.es

Se aplican  pautas de crianza de disciplina positiva y respetuosa como herramienta para optimizar la convivencia con los niños AD (alta demanda) y NAS (Altamente sensibles).

¿Qué debo hacer para iniciar el proceso?

Si deseas orientación de forma personalizada puedes hablar con Angie o con Anna manteniendo  conversaciones sobre crianza de Alta Demanda y/o Alta Sensibilidad de forma solidaria. (Sin coste).

 

Habla y conoce más el perfil de Angie Padilla en este enlace

Habla y conoce más el perfil de Anna Company en este enlace

Inscríbete a las formaciones de Alta Demanda con certificación

**Información Importante**

COMUNIDAD SOLIDARIA  AD, NAS, AACC

Accede al Comunidad solidaria de padres y madres de alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades de www.altademanda.es gratis, para más información en este enlace.

 

Síguenos en Facebook Comunidad solidaria de alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades

Síguenos en Facebook en Mama Fluyendo Lactancia 

Síguenos en Facebook Crianza respetuosa, niños mas felices

Síguenos en Facebook en Alta demanda, alta sensibilidad y altas capacidades

Síguenos en Instagram Comunidad Solidaria de Alta demanda y sensibilidad

 

Por último. No te olvides de conarnos tu opinión sobre nosotroas. Tu valoración es muy importante para poder mejorar. Valora nuestra Comunidad aquí.